El blog de Pepe Promedio

¿Qué pasos dar para actualizar la renta de alquiler?

Tener una vivienda alquilada es una de las mejores formas que existen en la actualidad para obtener ingresos pasivos. Pero el nivel de vida sube cada día más y lo que hoy puede ser rentable es posible que mañana no lo sea, por eso, la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) nos permite actualizar la renta de alquiler.

En el artículo de hoy te vamos a explicar cuándo puedes subirle la renta a tu inquilino y cómo tienes que hacerlo para que todo sea justo y legal.

New Call-to-action

¿Cuándo se puede actualizar la renta de alquiler?

Aquí nos podemos encontrar con diferentes situaciones en función de la fecha en la que se haya firmado el contrato de alquiler.

En los últimos años la normativa de alquiler de viviendas ha cambiado varias veces y conviene estar muy atentos a la fecha de firma.

Para los contratos celebrados entre el 1 de abril de 2015 y el 5 de marzo de 2019 rige el principio de libertad de pactos en cuanto a subida de la renta. Esto implica que si en el contrato no se ha especificado nada sobre la subida del alquiler no le puedes revisar la renta ni al alza ni a la baja a tu inquilino durante la duración del contrato. Si habéis acordado que sí puede haber actualización, esta solo se puede producir una vez al año.

En el caso de arrendamientos celebrados del 6 de marzo de 2019 en adelante la legislación establece que la actualización solo se puede producir al cumplirse cada año de vigencia del contrato. Si el acuerdo no especifica nada sobre este tema, se entiende que no habrá actualización de la renta.

¿Cómo se hace la actualización de la renta?

  • Contratos celebrados entre enero de 1995 y junio de 2013: la actualización se hace de conformidad con el último dato del IPC (lo facilita el INE).
  • Contratos celebrados entre junio de 2013 y abril de 2015: se actualiza la renta en la forma pactada por las partes y, en defecto de acuerdo, se atiende al IPC General.
  • Contratos firmados entre abril de 2015 y marzo de 2019: permite la actualización de la renta en base a indicadores diferentes al IPC.
  • Contratos de alquiler firmados desde marzo de 2019: si las partes no establecen un sistema concreto de actualización, se atiende al último Índice de Garantía de Competitividad publicado en el momento de revisar la cuantía.

¿Qué trámites hay que seguir?

La subida de la renta es un tema importante, por eso hay que actuar correctamente. Como arrendador debes informar a tu inquilino de la subida de la renta y la fecha en la que será efectiva. Mucho mejor si además le incluyes una copia del índice en el que te has basado para hacer los ajustes.

Debe quedar constancia de que el arrendatario se ha dado por enterado, así que la comunicación hay que hacerla a través de burofax con acuse de recibo.

Una vez hecha la comunicación, la nueva renta se le puede exigir al inquilino desde el mes siguiente a la misma.

¿Cómo sacarle más partido a los ingresos del alquiler?

Cobrar una renta es un ingreso pasivo y para poder sacarle más partido al mismo muchas veces no es necesario estar pensando constantemente en subirle la cuota al inquilino. Contar con la ayuda de especialistas te ayudará a saber cómo invertir bien ese dinero procedente de la rentas para seguir haciéndolo crecer.

New Call-to-action

__________________________________________________

¿Y AHORA, QUÉ DEBERÍAS HACER?

Queremos explicarte el caso de Luis Pita...

Mi nombre es Luis y mi libertad financiera es de 14 años. Es decir, si mañana dejase mi empleo, podría mantener el mismo nivel de vida sin trabajar hasta 2038.

Soy autor del best seller “Ten peor coche que tu vecino” y me has visto enseñando ahorro y finanzas personales en TVE, Telecinco, Cuatro, La 2, Telemadrid y las principales radios.

Si quieres disfrutar de tanta libertad financiera como yo, te interesa este curso gratuito:

Ver todo

Quizá te puede interesar…