El blog de Pepe Promedio

¿Cómo se hace para valorar una vivienda?

Si estás pensando en vender tu casa, o quieres rehipotecarla para obtener dinero para hacer frente a algún gasto importante como una reforma, es importante que sepas cómo se debe valorar una vivienda. Y es que muchas veces nos dejamos guiar por el corazón en lugar de por la razón, y le asignamos a nuestra casa un valor sentimental que, lógicamente, no coincide con lo que vale en el mercado.

Para que tengas claro cuánto vale tu casa ahora mismo y puedas así hacer planes de cara al futuro, vamos a ver cómo se hace una tasación de vivienda.

New Call-to-action

¿Cuál es el valor real de un inmueble?

Siempre que hablamos de valorar una vivienda estamos haciendo referencia al valor de mercado. Es decir, lo que un tercero estaría dispuesto a pagar por ella en el momento actual.

Hacemos hincapié en lo del momento actual, así que ya te puedes imaginar que una tasación no tiene una vigencia demasiado extensa. Esto se debe a que el mercado inmobiliario fluctúa mucho y puede cambiar de un momento a otro en función de factores como la situación económica o política del país.

Valor venal vs. valor hipotecario

Ese valor real al que acabamos de hacer referencia puede ser de dos tipos:

  • Valor venal: equivale al valor de mercado.
  • Valor hipotecario: es el valor que el banco le da a tu casa o a la casa que quieres comprar a efectos de concederte un préstamo hipotecario.

Aunque son valores diferentes, lo cierto es que suelen ser bastante similares. En caso de no serlo te puedes encontrar con un problema, porque si el valor venal es muy superior al valor hipotecario el banco no estará dispuesto a darte el dinero que necesitas para comprar esa casa.

¿Cómo se hace la tasación de una vivienda?

Si simplemente quieres conocer el valor de tu casa por curiosidad, o para ver si te compensa venderla, puedes echarle un vistazo a los precios de mercado que hay en tu zona, aunque también puedes usar las calculadoras online que tienen los bancos e incluso algunas agencias inmobiliarias.

Pero ten en cuenta que todo esto es orientativo, si necesitas conocer el valor de una vivienda para pedir un préstamo y usar la casa como aval vas a necesitar una tasación oficial elaborada por una entidad acreditada por el Banco de España.

Tratándose de una tasación oficial el tasador visitará tanto el inmueble como sus alrededores. Examinará las características y el estado en el que se encuentra la vivienda y la finca en la que está. Valorará su situación jurídica (si tiene algún tipo de carga) y el estado de ocupación (por ejemplo, si está alquilada o alguien tiene un derecho de usufructo sobre la misma). 

En estos casos se tiene también en cuenta el entorno de la vivienda, el tipo de barrio de que se trata y los servicios públicos de que dispone. Así como el precio medio de venta de inmuebles similares en la misma zona. Con todos estos datos emitirá un informe de tasación que te ayudará a saber cuál es el precio de mercado de tu casa o de la casa que quieres comprar.

Con independencia de para qué necesites la tasación, una vez que la tengas actúa con rapidez para tomar decisiones, ya que su validez es de seis meses y si se te pasa este plazo tendrás que volver a pagar otro informe.

Ahora que ya sabes cómo va el proceso de valorar una vivienda, no olvides ponerte en manos de auténticos expertos que puedan darte una tasación oficial. Además, ten en cuenta que si pides una tasación para acceder a un préstamo hipotecario, ya sea a tipo fijo o variable,  este gasto debes asumirlo tú, no el banco.

New Call-to-action
Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.